La versión X de Sukeban Deka, Yo yo sexy girl cop

Esta semana hemos querido daros un pequeño homenaje a todos los lectores masculinos del Katanas y colegialas y lo hacemos con uno de esos subgéneros que tanto os gusta: las porno parodias; bien no es exactamente una porno parodia, os explico mejor; recordáis esa película que os comentábamos hace poco llamada Yo yo girl cop, que estaba basada en una famosa serie Sukeban de colegialas? Pues bien, hoy os traemos Yo yo sexy girl cop, otra aventura basada en la misma serie, conservando el estilo y el espíritu, pero bastante más subida de tono, es decir: culos y tetas.

Yo yo sexy cop girl
Moromie saki, la más dura

La historia que nos cuenta no está nada mal, una mujer es cogida por la policía por drogadicta, entonces su hija Moromie Saki, que se queda sin nadie, es enviada a un centro de entrenamiento muy duro junto con otros jóvenes. Allí es la única que sobrevive y la policía la ficha para hacer misiones de incógnito en los institutos (¿os suena? Como Young 21, pero con colegialas) a cambio de un chantaje con su madre; su única arma será un yoyó que maneja con mucha habilidad. La misión de esta película es la de infiltrarse en un instituto dónde se han dado indicios de una red de prostitución con las estudiantes; ella irá de dura, pero poco a poco se acabará ablandando y convirtiendo en una chica más, hasta que matan a su mejor amiga y la hacen enfadar; entonces hará lo que sea para desenmascarar a los integrantes de esta red de prostitución.

Como decíamos, la película no es pornografía propiamente dicha, sino que nos muestra una historia (con más interés que la de cualquier película del género), con algo de acción y algo de sexo con escenas explícitas. Quizás por eso no acabe de gustarnos, no llega a ser ni una cosa ni la otra; aunque la historia esté bien, las escenas de lucha dejan muchísimo que desear y en cuanto al sexo, hay más bien poco, enseñando poca carne (sólo algún pecho y culos) y realmente mal realizado. En realidad parece más una película amateur que algo real (aunque se trate de un directo a video), tanto por los escenarios, la iluminación, la música, los actores…

Yo yo sexy cop girl
Escenas bastante subidas de tono

Uno de los mayores alicientes de la película es la joven protagonista, Mihiro, que aunque no sea una gran actriz (después de esto ha intervenido en Samurai princess y Ju-on), sí que es bastante guapa y solo con verla y saber de que va la película ya estamos esperando una escena de cama con ella; sin embargo esta no llega hasta que llevamos casi una hora de película (llegando al final de la hora y cuarto que dura) y es sólo una en la que no llega a lucir bien su cuerpo ni sus movimientos. Esta escena junto con alguna escena muy tonta (como cuando lanza el yoyó y se ve flotando en un fondo negro para disimular) o con algún disfraz realmente ridículo (sobretodo hombres mayores disfrazados de críos) es lo único que nos puede atraer de la película, ya que tampoco es que sea muy divertida.

Pero al final, con su duración y que sabe mantener una trama más o menos interesante, se hace bastante entretenida o al menos soportable, aunque con esto no estamos diciendo que vayáis a disfrutarla, a no se que seáis unos fans de la saga Sukeban Deka, en cuyo caso encontraréis numerosas referencias y podréis regocijaros un rato con lo que hacía tiempo que estabais esperando.

El director de esta pseudo-película es Daigo Udawa, que también ha dirigido las adaptaciones a película de Sundome (ese manga de colegialas perversas); aunque viendo como han salido estas escenas de sexo, ya nos pensamos si veremos sus otras películas (al final seguro que si, que son colegialas y os las querremos comentar).

En definitiva, una película que ni es pornográfica (aunque si erótica), ni tiene buenas escenas de acción, ni acaba de tener nada que la haga interesante; aún así se deja ver en un momento de aburrimiento y puede ahceros pasar un buen rato en momentos de desesperación. Muy indicada para fans de Sukeban Deka (que aquí en España deben se muy pocos).

  • Lo mejor de la película:

Como se levanta la falda de colegiala para enseñar su placa que lleva pegada a las braguitas.

  • Lo peor de la película:

Esas pésimas interpretaciones (al menos por la parte masculina del reparto), no importaría en una película porno, pero tampoco lo es.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *