Oh! Invisible man, un cine erótico de colegialas japonesas

Oh! Invisible man

Hoy seguimos con nuestra semana más erótica, para la cual os hemos buscado algunos Pinku eiga japoneses de los cuales, al menos nos gustó la portada o el nombre, o habíamos oído hablar de ellos, pero nos hemos encontrado con unos directo a video bastante cutres. El de hoy es Oh! Invisible man (Oh! Toumei ningen), una película bastante original, pero algo alejada de lo que conocemos por pornografía, sino más bien un intento de película juvenil divertida con algunas escenas en las que se ven chicas casi desnudas para excitación de los jóvenes japoneses; así que no esperéis mucho de ella, sólo un nombre con fuerza y un buen poster para que venda en las tiendas de vídeos para adultos, aunque descubrimos que también se trata de un live action, en esta ocasión de un manga de humor y no de estilo hentai.

Oh! Invisible man
La cutre-transformación!

La historia trata de un escolar muy pringado y bastante pajillero en una ciudad cualquiera de Japón; él vive con cuatro mujeres, una menor (que casi pasa desapercibida), una de su edad (que le gusta mucho), una algo mayor (pero que todavía está de muy buen ver) y la madre de todas ellas (una señora mayor y algo chocha). Pues por una casualidad de la vida (después de ver la película te quedas sin saber porqué) un día adquiere una especie de súper poderes y descubre que cada vez que come huevas de pescado se vuelve invisible, con lo que será capaz de entrar en los baños de las casas sin que le vean (para poder ver a chicas desnudas), o incluso en el vestidor de la escuela, pero que de pronto se volverá visible de nuevo sin saber cuándo, y esto le supondrá casi meterse en muchos líos (aunque por alguna razón al final nadie le descubre). Con este poder (que cuenta con una transformación y todo!) podrá espiar a todas las chicas que le gustan, pero también descubrirá el secuestro de la chica que vive con él, quien lo ha hecho y dónde la tienen, así que podrá ir a rescatarla y convertirse en un héroe de verdad (a duras penas y más o menos).

Oh! Invisible man
Ligeramente picante para los más jóvenes

Aunque parezca muy divertida y sexy, en realidad se trata de una cosa muy muy cutre, y no sólo lo decimos por el mínimo presupuesto con el que cuenta, que no le da para hacer nada decente (ni siquiera para pasar de la hora de duración), sino porque parece que tanto la parte divertida como la sexy están hechas sin muchas ganas, y sin eso ya no queda película. De todos modos, quizás podáis hacer como nosotros y reíros un poco de la cutrez de algunas escenas de la película, que de verdad son tan malas que es para reírse, como la transformación del chico en invisible, intentando copiar el estilo Sailor moon, etc. pero con unos efectos especiales tan y tan malos, que da pena más que cualquier otra cosa.

Pues poco más que lo dicho:

  • Como diversión, la verdad es que no tiene mucha gracia, y eso que el tema da de sí y se podrían haber hecho muchos gags de troncharse; pero ni hay mucha parte divertida, saliendo de un poco el principio de la película para presentar al personaje, ni las pocas bromas son nada graciosas (demasiado infantil todo).
  • En su parte más sexy, sí que hay alguna escena (sobre todo la del vestidor de la escuela) en la que vemos unas cuantas chicas monas enseñando lo mínimo que permita la moral japonesa, pero algo enseñan… el resto de escenas ni eso, sabes que son chicas desnudas, pero no pasamos de los hombros o las piernas.
  • Para conseguir esa trama fantástica se han tenido que introducir algunos efectos especiales, la mitad de CGI, pero en modo barato, con lo que parecen pantallas de Powerpoint; y la otra mitad de cromas, que también así se ven demasiado falsos.
  • Para acabar de rematar, los actores son malísimos, podrían haber hecho una interpretación exagerada y cutre, pero en modo anime, como en otras películas, en las que se nota que son malas, pero al menos lo hacen con gracia, aquí sólo vemos unas actuaciones desganadas.

En definitiva, si tenéis un rato de aburrimiento en la que queráis tener algo en la tele para no prestarle mucha atención, es perfecta, así os vais fijando sólo en las escenas buenas; de lo contrario, huid de esta película, cutre y aburrida al máximo, sólo para hacerse una sesión de cine malo.

  • Lo mejor de la película:

Unas colegialas japonesas bastante guapas.

  • Lo peor de la película:

Saber que incluso tiene una segunda parte…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *