Seven swords, un homenaje de Tsui Hark

Seven swords

Otro wuxia en esta semana especial, y de nuevo vamos con una pieza del gran maestro del género y revolucionario del cine de Hong Kong Tsui Hark; se trata de Siete espadas (Seven swords), lo que muchos consideraran, no sin equivocarse, como un moderno homenaje a Los siete samurais de Kurosawa, pero que, sin embargo, no es tan directo, sino que es una adaptación de un libro de aventuras. Como siempre, aquí tendremos todos los elementos que diferencian a los grandes del género, y más concretamente se centrará en lo que dice el título, las espadas, junto con un montón más de armas inventadas y de gran atractivo. Una buena historia, un gran director y un reparto de excepción, que puede fallar en un caso así?

Seven swords
Los siete espadas

La historia empieza contándonos que hay un edicto imperial por el que el emperador ha ordenado la muerte de todos los que sepan artes marciales, para así, en teoría, tener la paz en el país. Un grupo de mercenarios comandados por el Duke se dedican a saltar todas las aldeas matando a quién consideren que incumple esta ley, sea verdad o no; hasta que se encuentran con un rebelde que los esquiva y que incluso mata a uno de ellos, pero en este acto queda herido y una chica lo trae a su aldea para curarlo. Los habitantes de la aldea lo reconocen como un luchador que antes fue malvado y mató gente inocente, por lo que la chica y otro chico se lo llevan fuera del pueblo; llegan a unas montañas en las que habitan cinco ases de la espada conocidos por este rebelde y los cinco, junto con los dos habitantes de la aldea, a quienes les dan unas espadas increíbles, se dirigen al pueblo a salvarlo de los mercenarios. Empiezan bien, haciendo que huyan y matando a algunos de ellos, pero los mercenarios tienen un gran ejército y es muy difícil proteger a un pueblo entero, por lo que huyen todos a las montañas, con la dificultad de que hay un traidor entre ellos; así, los siete deberán luchar contra un ejército entero que sabe todos sus movimientos.

Eso es contado a la ligera, pero la historia no es tan simple, ya que en sus dos horas y media hay tiempo para romances, pérdidas, camaradería, traiciones, luchas, etc. así que no os penséis que es el típico wuxia en el que sólo tenemos una historia fantástica y muchas luchas con poderes, ni el típico espectacular y épico, sino que intenta ser una película muy completa, con todos los elementos de las grandes producciones, pero en realidad basada más en los sentimientos de sus protagonistas que en las aventuras o las luchas (que también las hay, ahora no creáis que es sólo un drama).

Así nos pasamos unos 45 minutos tan sólo con la presentación de la situación, todos los personajes (buenos y malos) y para saber lo que está pasando, pero a partir de allí empiezan las luchas de espadas y la acción, sin dejar de lado en ningún momento la historia que ya había empezado y sin olvidar a muchos personajes (aunque alguno sí que se queda sin protagonismo).

Seven swords
Nuestro personaje favorito

Lo que más nos fascina al principio de la película, es la banda de malvados mercenarios, capitaneados por una punk del wuxia y todos con un carisma especial, hasta mucho más que los buenos, que son algo más planos como personajes; lo que pasa es que la mayoría de ellos mueren en la primera mitad de la película, y el protagonismo pasa a los siete salvadores y a sus relaciones con la gente del pueblo.

A parte de eso y de lo que os hemos contado del desarrollo de la historia, tenemos unas luchas a espada increíbles, obra del director de acción Kwok-Man Keung, un gran experto en artes marciales que ya había intervenido en películas como Treasure Inn, One night in Mongkok o incluso en Hollywood con películas como DOA.

No hablaremos mucho de Tsui Hark porque a estas alturas ya lo deberíais conocer, pero si de su reparto con estrellas como Donnie Yen (Dragon tiger gate, IP man) que no tiene un gran papel, pero que lucha como nadie y otros maestros del kung fu como Lau Kar Leung (Legendary weapons of China, The pole master), Leon Lai (A hero never dies, Heroic duo), Sung Honglei (Drug war, Letal hostage) y muchos más.

En definitiva, una película que homenajea a los grandes clásicos, con grandes escenas de lucha, pero con un trasfondo y un desarrollo de la historia más bien tranquilo y pensando más en algo bien contado que en algo espectacular.

  • Lo mejor de la película:

Nos chifla la capitana punk de los mercenarios.

  • Lo peor de la película:

Con tantos personajes, algunos se quedan casi sin protagonismo, ni siquiera sabemos quien son.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *